Inhibidores de Incrustación

Sala de maquinas caldera

La incrustación forma un aislante que impide la transferencia de calor. Esto provoca un incremento en el consumo de combustible y daño por sobrecalentamiento en los componentes de intercambio de calor.

Contaminantes comunes que pueden formar incrustación en las calderas son: Calcio, magnesio, hierro, cobre, sílice, aluminio.

La incrustación es formada por sales que tienen solubilidad limitada y alcanzan algún sitio donde se depositan debido a la concentración elevada provocada por la evaporación.

Es importante cuidar la dureza del agua de alimentación y procurar alimentar agua suavizada a las calderas ya que incluso con concentraciones de 0.01 a 2.0 ppm no se provee una operación libre de depósitos sin tratamiento químico. Es por esto que un buen programa de tratamiento químico es necesario.

Nuestra gama de antiincrustantes PROQUIM son rentables para los usuarios por su ahorro de energía y mano de obra durante todo el año y el aumento de la producción. Un representante puede apoyar en la selección, analisis y control para mantener la caldera libre de depositos.

agua.jpg

PROQUIM - 69

Producto químico de tratamiento para control de incrustaciones y corrosión, acondicionador de lodos, depósitos de óxido de hierro y generador de alcalinidad.

CERTIFICACIÓN NSF y KOSHER

Tratamiento químico caldera

PROQUIM - 65

Producto químico de tratamiento para control de incrustaciones y corrosión, acondicionador de lodos.

CERTIFICACIÓN NSF y KOSHER

Proquim-61 Calderas

PROQUIM - 61

Producto químico multifuncional para el tratamiento de calderas para control de incrustaciones y corrosión, acondicionador de lodos, eliminador de oxígeno, generador de alcalinidad

Caldera3.jpg

Plan de Tratamiento

Producto químico

Asesoría

Análisis fisicoquímicos

Reportes

Capacitación de personal

Equipos

Mejora continua.